Quintana Roo es una entidad sui generis en la geografía mexicana, por sus particularidades silvestres, como también por las tradiciones y costumbres que se cultivan en sus comunidades. Además, cuenta con varios centros de veraneo muy destacados, tanto a nivel nacional como internacional. Mucho del éxito que exhibe Quintana Roo en el mapa turístico nacional se relaciona con su localización, de frente al hermoso Mar Caribe. No menos privilegiado es el cálido clima que prevalece en la región, un detalle delicioso que atrae a numerosos vacacionistas, procedentes especialmente de los países nórdicos. De entre la generosa oferta de sitos interesantes con los que cuenta Quintana Roo, sobresale el corredor turístico de la Riviera Maya, de acuerdo con lo que comentaremos a continuación. 

Los atractivos en la Riviera Maya incluyen recorridos a caballo entre las zonas selváticas del rumbo, hasta yacimientos prehispánicos y varias actividades náuticas en este caribeño entorno. Las playas de la Riviera Maya son únicas a nivel continental, se perfilan como kilómetros de litorales de blanca arena y aguas color turquesa donde practicar el buceo, la pesca, el esnórquel, la cabalgata, el voleibol playero o incluso el windsurfing.

También es aconsejable conocer varios cenotes de admirable estampa que cuentan con características naturales únicas. De entre los cenotes más importantes en la región y que por supuesto son indispensables de visitar destacan: el Taj Majal, la Ponderosa, Dos Ojos, Calavera, Cristal, Escondido y el Gran Cenote. Son interesantes desde el punto de vista ecológico y también histórico y arqueológico, ya que estas grandes pozas de agua tenían un profundo simbolismo religioso para los antiguos mayas. 

No menos recomendable de visitar en el entorno de la Riviera Maya la playa de Akumal. Se trata de una bahía de gran belleza que se encuentra a solo 36 kilómetros al sur de Playa del Carmen. En ciertos periodos del año acuden a este rincón costero numerosas tortugas marinas para completar su proceso reproductivo, lo cual hacen de Akumal una interesante opción para el ecoturismo. 

La Riviera Maya se perfila como una alternativa turística siempre pertinente y siempre atractiva. Independientemente que se visite este destino en compañía de toda la familia, con los amigos, con nuestra pareja, en solitario o incluso por cuestiones de negocios, Cancún es un destino formidable. Su variada oferta de atracciones solo es equiparable a su amplia gama de alternativas de hospedaje. Para alojarse en el entorno de la Riviera Maya les aconsejamos quedarse en el hotel  Flamingo Cancún o incluso en el también recomendable Hotel Grand Oasis Cancún.